Carolina Stumpf


Comencé mi práctica de yoga en la adolescencia en 1994, pero fue a los 28 años, 2004, cuando comencé a enseñar y el yoga cambió mi vida.
Desde entonces me he ido formando en distintas escuelas y con diferentes profesores entre los que destacó a Susana García Blanco como mi gran maestra y con la que me he inspirado recientemente en Anusara Yoga.
Me encantan los estilos dinámicos y fluidos, pero también la precisión en el alineamiento y la actitud en la práctica que nace del corazón.
Creó que el yoga en sus múltiples facetas constituye una herramienta extraordinaria para despertar el enorme potencial del ser humano, y con esa máxima me he formado durante más de una década y seguiré haciéndolo siempre, buscando más y mejores formas de transmitir esta enseñanza.
La integración de todos los aspectos del ser humano que el yoga consigue y como podemos extrapolar la a la vida diaria es lo que trató de transmitir en mis clases.



Código Título del curso Empieza Termina